Sentirse libre (Subida al Veleta Plus Ultra)

13880286_10207387233303777_419191300230664_n

Hace unos años, no muchos, no había redes sociales y a los que nos gustaban estas experiencias deportivas estábamos ya en contacto por medio de los foros. Yo entraba habitualmente en el foro EL ATLETA y muchos de los que estábamos ahí conectados ahora somos ya viejos conocidos, hemos hecho muchos kilómetros juntos. Pero una quedada veraniega propuesta por Mark Woolley me haría descubrir otra faceta del deporte que hasta ese momento no me había planteado. Quedamos en Motril un buen grupo de aficionados y subimos desde la playa hasta el Mulhacén, aquello me costó lo suyo, pero me abrió la mente hacia otra manera de disfrutar del deporte. En aquella ocasión desconocía el camino, los senderos, no había estado en el Mulhacén nunca, fue todo nuevo y excitante.

13908831_10207387226903617_6241273356425091109_o

Aquella subida se repitió otro año, aquella vez con el aliciente de dormir al raso en el Hoyo del Portillo y disfrutar de temperaturas gélidas en pleno mes de junio. Y se me ocurrió… ¿porqué dar la vuelta sobre nuestros pasos?¿porqué no continuar hasta Granada pasando por el Veleta?13912547_10207387230343703_4750583271390856798_nEl silencio del Sierra Nevada me encanta, me ha marcado, y no me deja de sorprender cada vez que subo por allí. Esa sensación de soledad en la altura y su posterior encuentro de nuevo con la otra parte es lo que buscaba, es como hacer un viaje en el que atraviesas un gran desierto.

IMG_3196

Quedamos hace dos años para hacerlo, éramos tres: Paco Contreras, Pedro j. Dominguez y un servidor. Mark Woolley y Nicolás Kierdelewicz salieron desde el Hoyo de la Mora a nuestro encuentro en el Mulhacén, nos acompañarían hasta sus coches de vuelta y nos darían apoyo hasta Granada, ya que no hay agua ni sitios para avituallarse.

La experiencia no salió bien, hubo una suma de desdichas: elegimos mal la hora de salida ya que no tuvimos en cuenta que nos podría coger la noche en la montaña, cosa que ocurrió; nos falló el alojamiento para descansar la noche previa y tuvimos que dormir en la furgo de Pedro, mi cuerpo no respondió bien al no haber podido descansar bien pues tuve guardia nocturna el día anterior, extraviamos durante horas las llaves del coche que habíamos dejado en el Hoyo del Portillo para poder coger la ropa para la montaña y por último el frío nocturno. Yo llegué hasta el coche y Pedro junto a Paco llegaron hasta el Hoyo de la Mora en compañía de Mark y Nico.

IMG_3215Con esa primera experiencia y sin querer involucrar a mucha gente para no ponerlos en compromiso le propuse a Pedro al año repetir el intento, pero esta vez sumando a la Subida al Veleta nuestro deseo de llegar a la playa, es decir al contrario. Facilitaba mucho la logística el que tuviéramos cubiertos los primeros 50 kilómetros y la mochila nos estaría esperando en la meta del Veleta. El único trozo que teníamos que reforzar en avituallamiento esa Órgiva-Motril, cosa que hice dejando agua escondida en unos puntos.

Para Pedro era su primera Subida, para mí la octava, y tuvo la mala fortuna de hacerse daño en un tobillo, a eso se le sumaba que había inestabilidad en el tiempo ya que había amenaza de tormenta eléctrica. Descartamos de nuevo hacerlo y lo volvimos a aplazar.

IMG_3221Y llegó el 2016, en el que estaba convencido que nos saldría. Convocamos a Manuel Tenllado, pero a última hora no pudo venir, razones familiares. Pedro y yo de nuevo nos apuntamos a la Subida y nos propusimos ir juntos hasta el Veleta, en la carrera, por el camino nos juntamos con Álvaro Pumwooky al cual procuramos distraer un poco en su primera Subida para que pudiera llegar a la meta sin pensarlo mucho, y por supuesto con Óscar Sáez que disfrutó de la Subida tanto o más de lo que le había aconsejado.IMG_3226

Al llegar al Veleta, a la meta, con un tiempo discreto (fuimos muy reservones) cogimos nuestras mochilas, yo me cambié incluso de zapatilas, y nos acercamos al punto geodésico del Veleta, era nuestro primer objetivo.

Luego nos encaminamos hacia el Mulhacén donde llegamos tres horas más tarde, en ese camino no podíamos correr, no teníamos muchas fuerzas. Pedro conocía pasos que hicieron más ameno el recorrido aunque la subida desde La Caldera se hizo eterna…

Esta vez pudimos disfrutar del Mulhacén para nosotros solos, eran las 6 de la tarde y por unos instantes éramos los individuos situados a mayor altura en toda la Península Ibérica. Desde allí la visibilidad no era tan buena como otras veces pero las vistas impresionan, es alucinante poder ver desde el mismo sitio Guadix y la Bahía de Algeciras, como si estuviéramos sobre un mapa de la zona.IMG_3230Nuestro siguiente objetivo era estar en Capileira antes de que cayera la noche, allí podríamos tomar algo en un bar y luego afrontar el trozo mas asfaltero. En el Hoyo del Portillo me cambié de nuevo las zapatillas y me dí cuenta de que me había hecho daño en un dedo, nada grave, pero molestaba. De nuevo Pedro me enseñó el sendero que lleva hasta Capileira, las veces que yo había subido lo había hecho por el carril y haciendo mas kilómetros, y es que en las anteriores quedadas me quedé atrás y nadie me había explicado bien que se podía ir fuera del carril.

IMG_3242

Cumpliendo nuestras previsiones llegamos a Capileira justo cuando la oscuridad se imponía con su presencia, nos sentamos en un bar y nos metimos en el cuerpo un bocadillo de alta calidad, sabíamos que los 55km que quedaban eran todo de asfalto y teníamos que estar repuestos.13975508_10207387228983669_2288734405973662357_oEl tramo Capileira-Órgiva, unos 20km, se hizo relativamente rápido, pero el sueño empezaba a pegarme golpecitos en las gafas. Es mi gran enemigo, o puedo dominarlo, Pedro no lo notaba afectado y me daba charla amena y agradable para que no cayera en la morriña. Llegamos en unas dos horas y poco.

IMG_3246Atravesamos Órgiva en completa soledad, nadie nos esperaba, paramos en una máquina dispensadora de Coca-Cola para poder aprovechar su cafeína pero no la notaba. A la salida del pueblo hacia Vélez de Benaudalla el reloj de Pedro marcó 101km, bonita cifra.

Empezamos el tramo que temía, son 35km solitarios y en plan sube y baja. Yo tenía un bajón importante y Pedro me animaba constantemente. Tras tomar otro refresco de Cola que había escondido decidí que debíamos separarnos. Pedro debía estar en Marbella a las 11, tenía compromisos y esa esclavitud horaria empezó a agobiarme por lo que le propuse que tirara, cosa que hizo y la verdad que me vino bien, nos vino bien.

Ya estando sólo me liberé de la presión de llegar a una hora y me dediqué a trotar/andar tal como me dejaba mi somnolencia, no iba del todo mal, no había otra opción, AJO&AGUA, ya llegaré. Recibí una llamada de Pedro para consultarme una duda en un cruce y pude saber por donde iba, la verdad es que no paró de correr y eso hizo que me sacara más de una hora. Cuando yo me acercaba a la N340 Pedro me saludó desde su coche, se iba a su casa. Yo me dirigí hacia la playa desviándome hacia la derecha, buscaba las playas de Salobreña, donde llegué exactamente a las 7:15 de la mañana tras 24 horas justas desde cuando salimos de Granada.

IMG_3255No llegué mal, estaba mas dormido que cansado y es que Morfeo es mi gran enemigo, siempre lo ha sido. Adormilado me repetía en la cabeza: “lo hemos conseguido y que bien lo hemos pasado”.

Y encima me sentí siempre seguro de ir acompañado por una persona de la categoría de este ubriqueño afincado en Marbella: hombre prudente, fuerte y gran conversador, de una categoría humana enorme y con unos valores muy similares a los míos con el cual fue realmente agradable pasar el día, y con el que seguro compartiré muchos mas kilómetros pues es mi gran complemento en estas cosas.

Puede resultar complicado para el que no participa en este mundo entender mis sentimientos, una vez mi amigo Iván lo comparó a la sensación que se tiene al ver a una persona que baila con cascos, el que no escucha la música difícilmente lo puede entender, pero Pedro y yo nos sentíamos RICOS, no porque hubiera aumentado nuestra riqueza económica sino porque habíamos acumulado otra experiencia, habíamos atravesado Sierra Nevada Norte-Sur (más o menos), habíamos escuchado su silencio, habíamos compartido la tarde con cabras autóctonas, habíamos sentido el sol achicharrando nuestra piel, habíamos visto el brillo de las micas, habíamos reído, habíamos liberado tensiones, nos habíamos sentido libres.

El mejor día de la feria.

IMG_9719

Pasan los años, pasa la vida y siempre se queja uno de las cosas, de todo, somos “asín” es nuestra manera de ser, y nadie se plantea de hacer algo, por cualquier cosa, y es que si cada uno de nosotros hiciéramos por los demás lo que nos gustaría para nosotros todo cambiaría. Si quieres que la calle esté limpia simplemente no la ensucies, no aportes tu basura, ya sé que hay un servicio de limpieza, pero que cada uno haga su parte.

IMG_9724

En la presentación de la XVI edición de la Carrera Popular Puerto Bahía de Algeciras el principal promotor de esta prueba, Ángel Álvarez Linero, comentó lo que le movió a organizarla y fue “el sueño de una prueba deportiva en la tarde de preferia”, y se embarcó en esa idea con la misma idea que antes comentaba, hacer eso que a él le gustaría que hiciera otro. Y ya van 16 años.

IMG_9726

Ese “viernes de farolillos” tiene un brillo especial, la inminente feria de la ciudad crea un ambiente de felicidad generalizada en el que se aplazan las preocupaciones y las ganas de pasarlo bien impera en cada uno de nosotros. Yo particularmente espero esa tarde con la ilusión de un niño, comparable a la felicidad que tenía la Noche de Reyes, y creo que ese sentimiento es bastante generalizado. Yo no recuerdo desde cuando participo, he perdido la cuenta, creo que desde el 2005 y nunca he faltado desde entonces, y he visto su evolución, su historia reciente y me vienen a la mente imágenes de todos esos años.

IMG_9728

Esas imágenes que forman parte de mi recuerdo están llenas de ilusiones: gente que se enfrenta a su primera carrera, gente mejorando su marca, gente animando por esas calles, este año una vez más lo mismo pero con nombres propios: M.Sabili imponiendo su poderío, Esther Castellón triunfando entre las féminas, Manuel Alonso sentando cátedra, Manuelobe pletórico, Paco de consorte en la primera carrera de Patricia, Sergio Benítez llevando a ritmo su flequillo, Ángel Jiménez creando escuela minimalista, D.Manuel Morón cerrando el pelotón, y muchas nuevas generaciones en las que el deporte ya no es algo lejano y en las que eventos deportivos como éste han colaborado a esa realidad.

IMG_9733

Esta carrera que empezó como una ilusión personal se ha convertido con el tiempo en una ilusión colectiva, una ilusión en la que participa toda la ciudad y en particular más de 1000 deportistas. Imagino que a nivel organizativo se podría criticar algo pero yo desde mi nivel solo veo la culminación de un trabajo bien hecho.

IMG_9734

Alcornocaliza Trail: IM-PRESIONANTE

PerfilAlcornocaliza

A Ubrique se la conoce por muchas cosas, entre las que mas destaca es su industria de la piel, la fabricación de bolsos, carteras y esas cosas, pero lo que llenó telediarios y revistas fue ese ubriqueño que triunfó en el ahora tan venido a menos mundo de los toros y además de ganar mucho dinero se hizo un hueco en el lenguaje popular con aquella manera de hablar: “EN DOS PALABRAS, IM-PRECIONANTE”, y de eso me acordé cuando terminé los 78km del recorrido de la Alcornocaliza Trail 2016, una carrera en dos mundos.

12961450_1145908385420562_8132128509150962635_oAl estar esta población en el límite de dos parques naturales a alguien se le ocurrió unirlos en una misma prueba mostrando lo distintos que son.

Se empieza con un bucle de 46km hacia el Parque Natural de Los Alcornocales, en el que se llega a ver la bahía de Algeciras, algo maravilloso, toda la provincia de Cádiz como una manta verde asombrosa. A salir a las 5:30 de la mañana amanece durante el recorrido y los caminos/senderos se hacen mágicos, algo espectacular.12973015_1128033007228600_6161556876406837904_oEse bucle es especialmente rápido, se puede correr sin problemas, y la situación de los avituallamientos es muy correcta. A mí me avisaron de que no me lanzara que luego llega la segunda parte.

12977041_1128090767222824_1530037523393393381_o

Cuando llegas a la meta tras 46km te quedan otros 32, pero esta vez en sentido contrario, te metes en el Parque Natural Sierra de Grazalema, otro mundo… ese mundo donde todas las piedras caen de pié.

Pero con paciencia y ganas se mete uno de nuevo en el lío y con un recorrido muy bien marcado y con unos avituallamientos también muy correctos recorrí de nuevo ese bucle, no sin dificultad, sobre todo la “cuestecita” saliendo de Ubrique, pero nada que no se pueda salvar con un buen margen de tiempo que dan para acabar.12987190_10206857003249775_6883259234797431512_n

El calendario de pruebas está muy saturado y entiendo que no siempre se puede estar en todos lados pero me sorprendió ver menos corredores de lo que me esperaba y creo que esta experiencia IM-PRECIONANTE se merece una oportunidad. Hay muchas modalidades: individual, revelos y equipos, 1 bucle o 2 bucles, seguro que alguna de ellas te encaja. No lo dudes.
12977236_624476654365971_8062029322697254115_oFotos procedentes de los fotógrafos que mostraron su arte en el recorrido.

Corriendo por las Tierras del Ebro

10623038_10206598622790425_277152237459672954_n-001En una búsqueda por internet mi amigo Manuel Alonso se encontró una web que hablaba de una prueba en un pueblo del que nunca habíamos oído hablar, Xerta, cerca de la desembocadura del río Ebro, en lo que se conoce como la comarca de Tierras del Ebro, en concreto en el Bajo Ebro. Sigue leyendo

Cuentan que en Sevilla encontré la Luna

IMG_8491 (1)Y allí estaba yo de nuevo, por octava vez pasando por el kilómetro 18 aproximadamente, veía a mi lado la estación de Santa Justa y empezaba a sentir como mi pensamiento se evadía, era necesario, llevaba una concentración tal que no quería mirar para otro sitio que no fuera al frente y es que esta vez estaba convencido que podía bajar de las 3 horas y media, me encontraba fuerte físicamente y siempre a primero de año me gusta asistir a este maratón para sentirme rápido. Sigue leyendo

Hace 10 años, HOGGAR 2006

IMG_0230

Hace ahora 10 años nos embarcamos en una experiencia deportiva que nos ha marcado el resto de nuestra vida. Allá por el 2006 frecuentábamos mucho el foro El Atleta y nos enteramos de que unos hermanos de Cartagena, los Alcaraz, organizaban algo parecido a lo que conocíamos por aquel entonces como Maratón de las Arenas (Sables). Sigue leyendo

Como si corrieras por última vez

 

Debería estar prohibido correr sin ganas. Supongo que todo el mundo lo hace en mas de una ocasión, por diferentes motivos, sobre todo por cumplir contigo mismo, o por no fallarle a los demás.
Me imagino que esto genera unas moléculas de mal rollo en el Universo, agujeros de aguja en la capa de ozono, o se graba en un rincón del lóbulo parietal destinado a “momentos chungos de la vida corriente”. Sigue leyendo

Maratón de Tanger 2015, el desastre marroquí.

12238012_845652568889620_469626472538430532_o

Este año era la segunda edición del maratón de Tánger, me encantaba la idea de ir pero no conocía a nadie de Algeciras que hubiera ido a la carrera larga y es que lo llaman MARATÓN pero aquí también hay esa costumbre de hacer tres carreras en una (como el aceite lubricante), esa costumbre se está extendiendo demasiado y lo que busca es una bonita foto en la salida, un espectáculo que resulta atractivo para el que no conoce el tema y que desanima al que participa porque cada uno tiene un ritmo distinto. Sigue leyendo

Euráfrica 2115, primer centenario de una maravillosa iniciativa.

¡Cómo pasa el tiempo! Nunca hubiera pensado que llegaría a tener 148 años, me quedan dos para la desconexión y me han permitido esta entrada a modo de reflexión sobre la Euráfrica Trail sobre todo por lo que significó y por lo que en estos 100 años ha supuesto para nuestra zona.

Las cosas son muy distintas ahora y es largo de explicar, si estás leyendo esta entrada, intentaré resumir esos cambios para que se aprecie todo lo que ha significado Euráfrica Trail para esta zona. Procuraré llevar un orden adecuado… Sigue leyendo